Apoyo de jefes a empleados que hacen home office

Antonio Ávila

El convertir la casa en un espacio de trabajo de forma repentina y en una situación  insólita  como la que vivimos es complicado, más  cuando hay compartir el espacio con la pareja, familia, hijos o mascota. Gympass tiene una guía para hacer el home office con flexibilidad horaria con las mejores prácticas:

Horario flexible: más que nunca, es importante ser comprensivos y dar a los empleados confianza para organizar sus horas y trabajo. Y los padres deben tener flexibilidad para atender las circunstancias urgentes de casa y que puedan interferir con su horario de trabajo, dando la opción de recuperar las horas que se pierdan durante el día. Esto reforzará una cultura saludable en el lugar de trabajo y aumentará.



Momentos para desconectar: los profesionales de la salud mental advierten sobre  efectos durante y post pandemia en la sociedad, cómo síndrome de estrés postraumático (TEPT), depresión y ansiedad.

Charlas con el equipo: organiza reuniones regulares al menos una vez a la semana para que puedas hablar con los miembros del equipo y saber cómo están. Preguntar si tienen problemas para conciliar las responsabilidades y si hay algo que puedas hacer para ayudar.

Solicitudes de tiempo libre: inevitablemente surgirán situaciones que requerirán que los padres tomen días libres en el trabajo para cuidar de su familia. Cuando esto ocurra, trata de acomodar sus peticiones siempre que sea posible. Si cambias las polí­ticas de asistencia, notifica a todos los empleados por email para que entiendan qué opciones existen y tiempo vigente de estos cambios. 

Los especialistas de Gympass aseguran que “estamos ante una situación excepcional donde las empresas deben de dar todo su apoyo a las familias y buscar todas las facilidades posibles para conciliar vida laboral y personal en un mismo espacio fí­sico. Y es que así­, juntos y de la mano, es el mejor camino para afrontar obstáculos y vencer al virus”.