ARTE MEXICANO EN UNA BOTELLA

Horacio Salamanca

En interiores, ya sea en casa o un edificio, todo importa y por eso una banca, el interior de un elevador y un bolso son las obras de cuatro mexicanos que lograron plasmar su peculiar estilo en tres piezas inspiradas en la botella de Exquisite Wodka diseñada por Frank Gehry.

Alejandro Castro, Javier Serrano y Trista, grupo formado por Josa Silva y Giovanni Estrada, dieron a conocer sus creaciones en una exposición que puso fin al proyecto The Exquisite Design, creado para impulsar a jóvenes diseñadores mexicanos.



que resaltó la belleza de cada una de las piezas mostradas, mismas que fueron hechas en exclusiva e inspiradas en la botella de Exquisite Wodka

La botella diseñada por Frank Gehry, bajo el proceso de fabricación propio de la industria que produce los botes de perfume, se une a su gran lista de proyectos mundialmente conocidos, como el Museo Guggenheim de Bilbao, el Auditorio Walt Disney Concert Hall en Los Ángeles y la más recientemente colección de joyería para  Tiffanys.

Esta elegante botella fue la inspiración y el reto a cumplir para que cuatro artistas mexicanos lograran piezas con su sello único y particular, basados en el proceso que llevó a cabo Gehry para dar vida a la botella, inspirado en las posibilidades que otorgan las representaciones geométricas en diversos objetos.  

El Espiral de Alejandro Castro: La característica de la banca-escultura de Castro es la utilización del concepto de giro infinito…”El manejo de la geometría que utiliza Gehry en la botella de Exquisite fue la inspiración que utilice para el diseño de la banca, el resultado para mí es muy especial porque me permitió adentrarme en lo simple y lograr algo, agradezco a The Exquisite Design por esta oportunidad”, dijo el creador.

Javier Serrano y su elevador infinito. Seis mil tapas de Exquisite Wodka traídas desde Polonia, colocadas sobre placas de madera y espejo, ofrecen la sensación de una repetición infinita y hacen una analogía a los cubos de hielo en la creación de Serrano, quien logró crear el efecto de un espacio sin fin dentro del elevador Sens Bar ubicado en Arcos Bosques, tomando como elemento fundamental la tapa de la botella de Exquisite. La iluminación con que se equipó el espacio, juega un papel importante ya que le da a los cubos un tono resplandeciente.

Giovanni Estrada y Josa Silva, dueto de Trista, elaboraron una pieza única a la que nombraron “NAD” hecha en 46 piezas de cuero vacuno negro entretejidas con cuero, que le dan un aspecto único que recolecta, experimenta y juega con la forma de la bolsa (sobre todo con los ejes de la botella Exquisite) con lo que llegaron a un resultado dinámico, casi inocente, que roza en el juego infantil de colocar una pieza sobre otra, desembocando en una pieza equilibrada con acentos de textura evidente.VIS