LA MAMÁ Y EL BEBÉ BIEN HIDRATADOS

Beber aguaSofía Romero

Beber agua suficiente durante el embarazo mantienen al futuro bebé sano y fuerte, y ayuda a la madre a cuidar su bienestar general. La hidratación correcta ayuda al balance exacto de sales minerales para satisfacer las necesidades fisiológicas durante el embarazo y la lactancia.

Y Adriana Navarro Pinzón, nutrióloga del Instituto Nacional de Pediatría, asegura que  durante el embarazo, el alumbramiento y la lactancia, el consumo adecuado de agua es fundamental:



•        La Protección del bebé: el agua constituye 98% del líquido amniótico, el cual ayuda a la protección del bebé contra agresiones mecánicas, térmicas y bacteriales, así mismo contribuye al correcto desarrollo de su aparato digestivo, músculos y huesos.

•        Abastecimiento de nutrientes: Facilita el flujo de nutrientes hacia el torrente sanguíneo de la sangre del bebé, y su distribución por todo el organismo. Según la OMS, durante los primeros seis meses de vida, los pequeños deben nutrirse sólo a través de la leche materna, la cual está compuesta por aproximadamente 87% de agua.

•        Compensar la pérdida de líquidos: Una mujer lactante produce alrededor de 750 mililitros de leche diariamente para la alimentación de su bebé, por ello es necesario aumentar el consumo de agua para evitar la deshidratación.

•        Mejorar el estado de salud de la mamá: tomar agua puede contribuir a la eliminación de dolores de cabeza, cálculos renales, infecciones urinarias y  el estreñimiento durante la etapa del embarazo.

•        Crear hábitos saludables desde la infancia: Tomar agua es la medida más saludable para mantenerse bien hidratado, ya que no contiene azúcar, calorías, cafeína u otro tipo de sustancias, es así que fomentar el consumo de agua desde la infancia significa la posibilidad de crear un hábito saludable para toda la vida.

•        Eliminación: el agua sirve como transporte para eliminar los productos de desecho del metabolismo de proteínas, grasas e hidratos de carbono desde las células por los diferentes órganos (piel, riñón y aparato digestivo) hasta llevarlos fuera del cuerpo.

“En Bonafont hemos detectado una fuerte necesidad de las mamás por tener un aliado confiable para complementar su nutrición durante el embarazo y el desarrollo de su bebé”, señala Daniel Ordoñez, director de Mercadotecnia de la marca: el agua pura y ligera. VIS