SABOR Y SALUD, UN HELADO DELICIOSO

SABOR Y SALUD, UN HELADO DELICIOSO

Rosa Méndez

Hay mamás que todavía creen que los helados no son buenos compañeros de la dieta infantil, pero la verdad es que es un error, pues además de sabrosos son una carga de minerales y vitaminas, simplemente por sus componentes naturales.

En este escenario, especialistas en gustos infantiles nos recuerdan que abril es el mes de los niños y pretexto perfecto para consentirlos, entre ellos, incluir en su dieta diaria  los alimentos que más les gustan. Los helados de California son uno que por su exquisita apariencia y sabor son  buena opción, ya que brindan cantidades de calcio (hasta 20%)  y vitaminas (B12 y A) que su organismo requiere y además, a los niños les encantan.



Estos helados “son ideales para complementar la cena o de postre, y para favorecer la absorción de minerales como la lactosa que es fundamental en el crecimiento. También son un alimento muy versátil ya que se pueden combinar con frutas, chocolate, frutos secos, dulce de caramelo o galletas. Están disponibles en una gran variedad de sabores como: vainilla, chocolate, fresa y napolitano”, dicen sus creadores.

Con los helados de California “podemos inventar una actividad muy divertida con los niños haciendo que ellos agreguen otros ingredientes como chispas de chocolate o de colores.  Los helados de California son también un alimento que contribuye al bienestar ya que su sabor provoca una sensación placentera o producción de endorfinas en nuestro organismo lo que nos lleva a reducir el estrés”.

Son nutritivos y están elaborados con leche libre de hormonas y reducción de azúcares. No pueden faltar como complemento en la dieta de los pequeños.

Contenido energético de los helados de California (por cada 100g): Calorías: 200 a 266 kcal, proteínas: 4,5 g, lípidos: 10 g, colesterol: 15 mg, hidratos de carbono: 25 g, magnesio y calcio 125 mg. VIS