Chocolate mexicano, un deleite saludable para todos

Antonio Ávila

México es cuna del cacao, la base primordial del chocolate que conquista paladares por todo el mundo. No obstante, el país ocupa el decimotercer lugar en la producción mundial, sus cosechas representan sólo 0.5 % del total mundial.

Alicia Páramo, directora general de ASCHOCO comenta: “trabajamos todos los días para impulsar a la producción del cacao, chocolate y confitería resaltando los momentos de alegría, tradición y fomentar su crecimiento sostenible.  Buscamos que los consumidores estén informados y se promueva el consumo responsable.”



La meta es “preservar el valor de un alimento milenario que forma parte de nuestras raíces e identidad como mexicanos, además de representar el sustento de cientos de familias mexicanas, que trabajan en este sector”.

ASCHOCO recuerda que el cacao es un alimento saludable y el chocolate lo contiene, por ello, un consumo moderado puede ser incluido en la dieta habitual, ya que es fuente de glúcidos y fibras, proteínas, vitamina A, B, B2, hierro, potasio, magnesio, calcio, fósforo, flúor y calorías.

Entre sus principales beneficios, el chocolate ayuda a regular las funciones cardiovasculares y cerebrales, protege contra enfermedades cardiacas, disminuye los niveles de azúcar en la sangre, contribuye a la protección antioxidante, desacelera el envejecimiento, incrementa la función inmune, protege contra el Alzheimer, entre otras razones, por las que debe ser valorado.

El consumo per cápita en México es de apenas 750 gramos al año, en comparación con otros países como Brasil que registra 1.6 kg. y Suiza con un promedio de 11.9 kg., esta disparidad de cifras nos lleva a replantear la necesidad de impulsar su ingesta, considerando los beneficios y el aporte a la salud de este producto orgullosamente mexicano.