UNA BATALLA CONTRA LA OSCURIDAD

UNA BATALLA CONTRA LA OSCURIDAD

Roberto Ortiz

México ha logrado controlar la oncocercosis, enfermedad que transmite la picadura de la mosca negra, y que causa comezón intensa, lesiones permanentes en la piel y ojos; con el tiempo lelga a provocar ceguera total.

Su foco de ataque se localiza en norte y sur de Chiapas, así como zonas rurales remotas de Oaxaca.



En la zona norte de Chiapas se ha eliminado este padecimiento y se tiene en control a la población de la zona sur de esta entidad, así como a la región de Oaxaca, con más de 114 mil personas en vigilancia del programa de donación de MECTIZAM (vermectina), medicamento que interrumpe la transmisión del mal, conocido como ceguera de los ríos.

El doctor Juan Ignacio Arredondo, director del Programa de Vectores en el Centro Nacional de Programas preventivos y Control de Enfermedades, anuncio que se espera que para 2015, México pueda solicitar a la Organización Mundial de la Salud la certificación de eliminación total de este padecimiento prevenible.

El especialista indico que se ha interrumpido la transmisión de oncocercosis en 4 de los 6 países endémicos de América Latina y 9 regiones de 5 naciones de África, ya que hasta la fecha no se han identificado nuevos casos, gracias al programa de donación del medicamento MECTIZAM de los laboratorios MSD.

Desde que en 1978 William Campbell sugirió que este fármaco de uso veterinario podría ser útil contra este tipo de ceguera y a partir que en 1987 se anuncio su donación gratuita a todo aquel que lo requiera por el tiempo necesario, la Organización Mundial de la Salud, el Banco Mundial, Secretarías de Salud de cada país así como organizaciones no gubernamentales y comunidades locales endémicas han colaborado conjuntamente en esta gran labor humanitaria.

Se ha descubierto que la combinación del medicamento con otra sustancia puede prevenir la filialisis linfática, enfermedad que causa una inflamación exagerada de alguna parte del cuerpo y que afecta a ciertas zonas de África donde ya se está llevado con éxito este tratamiento.

Arredondo asegura que con la colaboración conjunta y buena voluntad de gobiernos y organizaciones internacionales locales se ha logrado controlar este padecimiento del que se espera sea eliminado completamente a nivel mundial para el 2020, como sucede actualmente con la viruela y el paludismo este último casi erradicado.