NATURALEZA Y BUENA NUTRICIÓN DAN PLENITUD

NATURALEZA Y BUENA NUTRICIÓN DAN PLENITUD

Antonio Ávila

A primera vista parece un cactus o agave, pero sábila pertenece a la familia del tulipán, espárrago y ajo. Es conocida como aloe y crece en zonas áridas y rocosas, donde las lluvias son escasas y la humedad del suelo es baja, es decir, crece en condiciones hostiles.

Gracias a esas condiciones desarrolla sus extraordinarias cualidades, ya que está preparada para guardar en sus hojas el jugo o “sucus”, que la mantiene viva.



Se dice que en la edad media, los caballeros templarios (relacionados con la leyenda del Santo Grial, el Código Da Vinci, etc.) tomaban una bebida a base de sábila llamada “elíxir de Jerusalén”, a la que atribuían su buena salud y longevidad.

Análisis químicos han demostrado que la sábila (aloe) contiene vitaminas, minerales, carbohidratos, aminoácidos y enzimas que contribuyen a mantener una salud apropiada. Contiene aproximadamente 14 de 17 minerales esenciales, los cuales son cruciales para el buen funcionamiento del cuerpo e importantes en el proceso de crecimiento.

Las enzimas ayudan a procesar y a aprovechar las vitaminas, minerales y nutrientes, además contribuyen a tener una buena salud digestiva.

El doctor Luigi Gratton, vicepresidente de Marketing de producto de Herbalife, comparte consejos sencillos en cuestión de alimentación.

A) Establece buenos hábitos.‐ Evita las fallas en tu alimentación. Comer grandes cantidades (porciones), comer a deshoras o dejar de comer puede desequilibrar tu metabolismo.

B) Mantén un peso ideal.‐ aunque el peso ideal de cada persona depende de la edad, sexo, altura y complexión, no es recomendable ganar y perder peso constantemente. El exceso de grasa corporal incrementa el riesgo de ciertas enfermedades y estar por debajo de tu peso también puede provocar problemas de bienestar.

C) Combina diversión con nutrición.‐ La variedad y la combinación nos pueden llevar a descubrir nuevos sabores y a hacer de nuestra alimentación un momento divertido.

D) Come frutas y verduras.‐ Los vegetales y las frutas son una excelente fuente de vitaminas, minerales y sobre todo de fibra.

E). No dejes de tomar agua.‐ Es simple, cuando el cuerpo recibe al menos 8 vasos (2 L) de agua al día, los líquidos corporales están perfectamente balanceados.

F) Incluye la sábila dentro de tu alimentación.‐ Ahora es muy sencillo encontrarla en presentaciones para beber y consumirla a diario te ayudará a mejorar tu bienestar.